El grupo terrorista Sendero Luminoso, fundado por el sentenciado Abimael Guzmán, tuvo financiación del extranjero para sus atentados y actualmente mantiene cuentas en el exterior, según declaraciones de la fiscal superior Luz Ibáñez.

La coordinadora de las Fiscalías de Terrorismo y Derechos Humanos declaró al diario Gestión que actualmente los fiscales a su cargo están investigando las cuentas de Sendero Luminoso detectadas en el extranjero, a partir del megajuicio por terrorismo contra Guzmán y su cúpula que concluyó en su condena en 2006.

“Hasta ahora estamos encontrando caminos financieros y en algún momento se podrá redondear una investigación respecto al financiamiento de todos los atentados, pero de que lo hubo, sí lo hubo, y al parecer, del extranjero”, dijo Ibáñez, que estuvo a cargo de la denuncia fiscal en ese megajuicio.

Al ser consultada sobre el hallazgo de las cuentas bancarias atribuidas a Sendero, la fiscal respondió que “no le puedo adelantar más, pero sí, ahora estamos viendo eso”.

Asimismo, Ibáñez informó que la fiscalía a su cargo trabaja actualmente en el desentierro de unas 15 fosas clandestinas en la región Ayacucho, referidas a “masacres de pueblos enteros, todos perpetrados por Sendero Luminoso”, lo que redundará en otros procesos por terrorismo y delitos de lesa humanidad contra la excúpula senderista.

Sendero Luminoso fue la organización responsable de la mayoría de las 69.000 víctimas en Perú, entre 1980 y 2000, por el conflicto interno en el país, según el informe final de la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR).

El equipo de redacción de Prensa21 trabaja permanentemente para entregarle la información que a usted le interesa.

SHARE